EN BUSCA DE NUESTROS ANTEPASADOS MURCIANOS

Alberto Hill Giménez, autor.
16/03/2021 – 12:36

Generalmente cuando una persona tenía interés por sus antepasados se limitaba a comprar un escudo genealógico de su apellido, adquisición realizada generalmente en alguna feria o en un comercio, creyendo que era descendiente de algún noble o persona importante y con posibles y con la creencia que dicho escudo pertenecía a su familia. Nada más lejos de la realidad, ya que la mayoría de nosotros somos descendientes de sencillos agricultores, pastores con los pantalones apedazados, o jornaleros con las espaldas dobladas, muchos de los cuales tuvieron que emigrar dentro de la Región de Murcia o incluso fuera de la misma, decantándose mayoritariamente por Cataluña o por el centro de España, así que solicito al lector de este modesto artículo que antes de seguir leyendo acepte esta premisa, ya que sino efectuará una búsqueda en lugares inadecuados por lo que seguirá sumido en la oscuridad genealógica donde está ahora. También hay que hacer un planteamiento de una búsqueda larga en el tiempo , es decir que serán años de búsqueda para obtener pequeñas informaciones que irán llenando el saco, y aprovecharemos cada dato, cada nuevo nombre, cada fotografía familiar antigua, para disfrutar del hallazgo. En estos últimos años la búsqueda genealógica de los antepasados se ha convertido ciertamente en un entretenimiento o afición muy popular, gracias a las nuevas tecnologías que aportan datos e informaciones que de otra manera serian muy difíciles de obtener. Relacionados con Murcia hay varios grupos de búsquedas genealógicas que por internet facilitan informaciones y datos, ya que los usuarios suelen ser personas generosas y amables.

Indexación Murcia Genealógica  (Facebook )
Desde el 14 de mayo del año 2017.
Son 1.224 miembros , la mayoría hijos o nietos de inmigrantes murcianos como yo. Los administradores son Rafa Ibáñez (desde una pequeña población de Cataluña), Minerva Pérez y Caty Haldón. Hay que darse de alta, pero la pertenencia al grupo es gratuita.

Los miembros más activos del grupo han indexado cientos de libros parroquiales murcianos, es decir  que confeccionan un índice detallado de las personas que aparecen en dichos libros, así los que buscamos antepasados sabemos si estas personas están en los libros parroquiales con fechas muy valiosas. Luego, gracias a esta información, podemos solicitar a la parroquia una copia de la inscripción que nos interese. En alguna ocasión los administradores te proporcionan una copia del original.

Murcia genealogía y Genética (ISOGG)  (Facebook)
Desde el 28 de marzo del año 2017.
Son 670 miembros, la mayoría asimismo hijos o  nietos de inmigrantes murcianos. Los administradores son Ángel Guerrero Martínez, Fernando Alemán y Joseph Falguera. Menos activo que el grupo anterior pero también tiene archivos con información de calidad. Hay que darse de alta pero la pertenencia es gratuita.

Asociaciones culturales o Centros de Estudios
En muchas localidades murcianas o comarcas, como el Valle de Ricote, hay asociaciones culturales que también nos pueden ayudar o guiarnos en nuestras búsquedas. Los cronistas o historiadores locales pueden sernos de mucha utilidad, aunque a veces puede ser que no quieran compartir demasiada información.

De todas maneras yo recomiendo ampliar la búsqueda con el trabajo de campo, léase mover el culo de la silla, si se me permite la expresión, ya que las vivencias e informaciones que se obtienen son de mucha mayor calidad, que obtener simplemente nombres y apellidos entrando en una dinámica cercana al coleccionista. En primer lugar hay que obtener informaciones de los familiares que tenemos más cercanos, léase padres, abuelos, tíos, primos, etc., intentando rebuscar en su memoria datos de nombres, lugares, oficios, vivencias y penalidades de sus antepasados que son también los nuestros. Si tienen viejas fotografías familiares mucho mejor. Aprovecharemos fiestas y celebraciones familiares o encuentros casuales para, con disimulo (si se va directo se crea desconfianza) extraer la máxima información, que anotaremos en un cuaderno,  y asimismo confeccionaremos un esquema inicial de árbol genealógico que nos servirá para arrancar en nuestro trabajo. Toda esta información la pondremos en “cuarentena” ya que la historia familiar trasmitida oralmente, en muchas ocasiones, está llena de pequeños errores o fechas que no son muy fiables, aunque es una información valiosa que nos permitirá efectuar una valoración de los lugares a visitar y de las personas a localizar y entrevistar.

A partir de ahora trataremos con entidades fuera de nuestro ámbito familiar como son el Registro Civil que representa a la administración pública y  las parroquias de la Iglesia Católica con sus libros parroquiales, que son las dos instituciones que han controlado la vida civil, religiosa y económica de los españoles durante centurias. El Registro Civil en España que depende del Ministerio de Justicia se creó el año 1870 a imagen y semejanza de los registros parroquiales, y sirve para registrar los nacimientos, matrimonios y defunciones con los datos de los padres, y abuelos, así como el lugar de origen de los mismos, por lo que una persona nacida al cercano año 1870 figura inscrita con su nombre y apellidos, y con informaciones de sus padres y abuelos por lo que tendríamos datos cercanos al año 1800.Las oficinas del Registro Civil generalmente están en el mismo edificio que los juzgados de paz ubicados en cada población, o en la capital de la comarca, y su atención al público solo es por las mañanas de lunes a viernes. En las grandes ciudades suelen estar en edificios independientes de los juzgados, y agrupados entre ellos si hay más de uno. La solicitud de certificados literales (fotocopias directamente de los libros) también se puede realizar por correo postal y son con carácter gratuito. Hay que aportar la máxima información posible con las fechas más precisas para que la respuesta del Registro Civil sea positiva.

En la Región de Murcia hay registros civiles en las siguientes poblaciones murcianas: Abanilla, Abarán, Águilas, Albudeite, Alcantarilla, Alcázares, Aledo, Alguazas, Alhama de Murcia, Archena, Beniel, Blanca, Bullas, Calasparra, Campos del Río, Cehegín, Ceutí, Fortuna, Fuente Álamo, Librilla, Lorquí. Mazarrón, Moratalla, Murcia capital, Ojós, Pliego , Puerto Lumbreras y Ricote.

Completaremos la información obtenida con las búsquedas a realizar en los archivos parroquiales de la población originaria de nuestros padres y abuelos, y rezaremos previamente una oración, para pedir que los libros parroquiales de bautismos, matrimonios y defunciones no hallan sido destruidos por algún saqueo, como el paso de las tropas francesas por la región murciana en los años 1808-1814, o bien los incendios de iglesias católicas durante nuestra Guerra Civil 1936-1939, u otras incidencias como sustracciones, ataque de insectos, humedades variadas, etc. La Iglesia católica desde muy antiguo obligaba a los curas a llevar estos libros que servían también para un control religioso de la población, así como para calcular los impuestos a pagar, ya que la  iglesia colaboraba con los recaudadores de la hacienda pública proporcionándoles mucha información de las familias, información que servia para recaudar el diezmo (10%) que se repartían a partes iguales mediante la tercia (1/3) entre la administración pública, la corona y la parroquia. Como las comarcas del Campo de Murcia y el Campo de Cartagena se “colonizaron “ a principios y mediados del siglo XVIII  (años 1700-1750)  con la construcción de pequeñas iglesias, y el posterior “poblamiento” de agricultores y pastores originarios generalmente de otras regiones, es fácil que nuestra búsqueda murciana finalice en esta época, siendo nuestro criterio quien decida continuar la investigación en otras tierras españolas. También hay que advertir que cuanto más antiguo es el libro parroquial menos información proporciona, obviando a veces el nombre de los abuelos, o bien el lugar originario de los padres. Asimismo efectúo la observación que la fecha de bautismo no es la fecha de nacimiento si bien ésta es muy próxima. Pero hay un escollo antes de poder consultar dicho tesoro documental, ya que dependerá del humor y predisposición del cura para acceder a dichos libros parroquiales. Si tenemos la suerte que los libros parroquiales que queremos consultar están depositados en el Archivo Diocesano de Murcia o Cartagena, la consulta se podrá realizar sin contratiempos, ya que normalmente se permite la consulta en el horario establecido, pero en localidades más pequeñas podemos tener problemas, como por ejemplo en Torre Pacheco, donde la actitud de los responsables del archivo no es buena.

Ante esta situación hay un camino alternativo, un poco más complicado, que es utilizar la información facilitada por la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los últimos días que popularmente conocemos por los mormones, rama cristiana, no católica,  nacida en los Estados Unidos de América. Por lo visto todo nuevo miembro debe confeccionar su árbol genealógico a fin de aceptar, mediante una ceremonia, al nuevo miembro con su familia (los antepasados representados por el árbol genealógico), y para ello esta peculiar  iglesia cristiana creó en su día un archivo con millones de datos para ayudar al nuevo adepto. Ni cortos ni perezosos, y con autorización eclesiástica previa, los voluntarios mormones fueron por todo el mundo, una vez terminada la Segunda Guerra Mundial, parroquia a parroquia, fotografiando página a página todos libros eclesiásticos, y estas fotografías se transformaron  en microfilmes que en Europa se almacenaban en Alemania. Hasta hace pocos años, si una persona, aunque no fuera mormona, estaba interesada en consultar estos microfilmes debía acercarse a cualquiera de los Centros-parroquias mormonas y solicitar, que desde Alemania, se enviasen los microfilmes de nuestro interés. Una vez recepcionados dichos microfilmes se utilizaban unas Tele lupas para poder leer la información deseada. El sistema era un poco ceremonioso pero tenía su encanto. Con la llegada de internet los mormones, no sin reticencias, aceptaron la nueva tecnología, y poco a poco han ido proporcionando las imágenes de los libros parroquiales, entre ellos los libros de las parroquias murcianas. Para todo ello hay que consultar:  https://www.familysearch.org

Después de consultar los libros del Registro Civil y los libros parroquiales ya tendríamos un esquema genealógico aceptable en que los nombres de pila se repiten habitualmente, ya que era costumbre en Murcia bautizar a los hijos con los nombres de los abuelos y tíos, así que si un nombre no cumple la norma, seria sospechoso de no ser familiar. Sería hora de levantarse de la silla para visitar personalmente las localidades de donde somos originarios, que posiblemente hemos escuchado sus nombres cuando éramos infantes. Podemos aprovechar las vacaciones de La Semana Santa o las vacaciones veraniegas para efectuar dichas visitas, ya sea en solitario o acompañado por la familia, aunque en este último caso, la visita no será tan intensa. Conocer su historia, sus monumentos como la Iglesia parroquial, las casas de campo y su ubicación, el Ayuntamiento, el cementerio,  etc….son de obligada visita. También es muy útil localizar posibles parientes, aunque al principio éstos se esconderán. Seria aconsejable documentarse antes mediante la compra de alguna mono grafía histórica de la población, o la obtención de postales antiguas. La Biblioteca Regional de Murcia nos puede facilitar documentación al respecto. También la página web de la Comunidad Autónoma de la Región de Murcia www.carm.es  nos puede proporcionar mucha información al respecto, así como los Mapas Topográficos Nacionales, escala 1/25.000 y  escala 1/50.000.

Disfrutar de una buena comida murciana en algunos de los restaurantes de la localidad también ayuda a integrarse, así como entablar conversación con la gente mayor del lugar. Todo ello necesita su tiempo pero te hace sentir unido a las casas donde nacieron y vivieron  nuestros antepasados, así como los lugares donde trabajaron, o donde llevaban a pacer a las ovejas, o donde están sepultados. Es una parte muy agradable del trabajo, para mí una de las mejores y más emotiva que te hace entender muchas vivencias y situaciones que vivieron nuestros antepasados.

Pero es hora de ponerse serios en nuestra búsqueda que sólo acaba de empezar, ya que gracias a la voracidad de la administración pública con la recaudación de impuestos, o por el control de la población, hay muchos documentos antiguos donde aparecen nuestros  antepasados, y con unas informaciones muy sabrosas, se trata de los Archivos Municipales que cada población posee, generalmente en dependencias municipales, y que en fechas recientes se han potenciado. En ellos es fácil localizar legajos con los padrones municipales de población  o las listas de recaudación de impuestos con el detalle de las casas, tierras y ganado que poseía cada contribuyente. Cuanto mayor es el municipio mayor es la documentación que contiene, como el Archivo Municipal de Murcia que contiene la información no solo de la capital sino también de todas sus pedanías. Los legajos son pequeños paquetes de documentación ordenados por carpetillas con tema diferente entre ellos. Sólo nos entregarán la carpetilla que nos interese.

Aparte el Archivo de la Región de Murcia que contiene el Archivo Histórico Provincial, custodia los testamentos antiguos, las escrituras notariales de compra-venta, etc…de toda la región murciana. Este archivo ofrece asimismo una agradable cafetería y la proximidad a escasos 25 metros de la Biblioteca Regional de Murcia por lo que convierten a este archivo en un verdadero centro cultural. Este archivo está muy bien informatizado y seria posible obtener la documentación deseada sin visitarlo físicamente. A través de los testamentos podemos conseguir mucha información sobre la familia ya que generalmente se hace referencia a abuelos, padres e hijos, así como a las propiedades que se heredan, y también sobre los utensilios personales de los fallecidos.

Direcciones útiles:
Biblioteca Regional de Murcia
Avda. Juan Carlos I, número 17
30008 – Murcia
Tel. 968.366.599   y   968.366.601 – Fax 968.366.600
Email: brmu@listas.carm.es
www.bibliotecaregional.carm.es

Archivo Municipal de Murcia
Palacio Almudí
Plano de San Francisco, 8
30004- Murcia
Tel. 968.358.735 – Fax 968.358.367
Email: archivo@ayto-murcia.es
www.archivodemurcia.es


Archivo General de la Región de Murcia
Archivo Histórico Provincial de Murcia
Avda. de los Pinos, 4
30009 – Murcia
Tel.  968.368.610 y  968.368.667 – Fax. 968.368.620
Email:  archivo.general@carm.es
www.archivoweb.carm.es – www.carm.es

Registro Civil en Murcia capital
Avda. de la Justicia, 3 planta baja
30011 – Murcia
Tel. 968.839.910 y 968.839.901 – Fax 968.308.894
Email:  registrocivil.murcia@justicia.es
www.registrocivilmurcia.com


Anteriormente esquema de mi Árbol genealógico murciano cuyos orígenes están en la población conquense de Villar del Horno (apellido Jiménez), y asimismo, muy posiblemente, en el condado de Treviño (apellido Triviño), ambos apellidos se establecieron en la pedanía murciana de Sucina. Por último me queda recomendar que la búsqueda de antepasados murcianos se realice con  paciencia, rigurosidad y temática diversa, ya que seguro enriquecerá el trabajo realizado. Es mucho mejor tener la perspectiva del bosque que no solo la de los árboles.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *